lunes, 9 de agosto de 2010

Bailar a la Vida.




En estos tiempos de tedio, calor agotador, y de noches ociosas, casi imposible de dormir, le acorde a la vida aquellas sensaciones placenteras de los años 70 u 80, mi melenas, pelo sueltos, y cuidadosos, sobre nuestros hombre, pantalones de pana a raya, la mayoría de la veces color verde aceituna u oscuro, otras marrones con distintas tonalidades.


Recuerdo perfectamente ese ayer, no muy lejano, en mi memoria me ha dado la alegría de recordarlo, no se cuales son los motivos, pero las sensaciones eran únicas y hermosas, quizás sea para compartir esas emociones que todos hemos tenido alguna vez. Bailábamos al son del ritmo, melodías pegajosas, movíamos nuestras manos y piernas parecían péndulos ondulantes, tenia su gracias, teníamos flacidez, apenas existía la obesidad, no tan ostensiblemente.Todos mirábamos a la cara, reíamos a carcajadas, vivíamos la vida. eso fue Historia,era nuestra historia nuestras alegrías, no es nostalgia, sino vida pura. Pues eso es lo que deseo compartir con vosotros emociones de viva la vida.Todos bailabamos en la plaza del pueblo, recien regada, o en la casa de la juventud, donde solo se veima al tocadisco de vinilo, y el bigotudo de turno, que repetia una i otra vez las incasanbles acordes de la epoca. A bailar toca.


Baila la vida.